viernes, 6 de junio de 2008

Fragmentos - Martes con mi viejo profesor

Aquí seguimos mi gastroenteritis y yo. Parece que no se quier ir.

Hoy voy a poner dos fragmentos más del libro y os voy a dar mi opinión:

FRAGMENTO 1
«Son muchas las personas que van por ahí con una vida carente de sentido. Parece que están medio dormidos, aun cuando están ocupados haciendo cosas que les parecen importantes. Esto se debe a que persiguen cosas equivocadas. La manera en que puedes aportar un sentido a tu vida es dedicarte a amar a los demás, dedicarte a la comunidad que te rodea y dedicarte a crear algo que te proporcione un objetivo y un sentido».


Yo lo que creo es que muchos objetivos que tenemos son materiales: ganar mucho dinero, tener una buena casa, un buen coche... y nos olvidamos de la gente que tenemos alrededor, que nos quiere. Vamos que somos egoístas, ¿o no?


FRAGMENTO 2
Cada vez que volvía parecía cansado.
-¿Recuerdas cuando dije a Ted Koppel que al cabo de muy poco tiempo
alguien tendría que limpiarme el culo? -me dijo.
Yo me reí.
-Un momento así no se olvida.
-Bueno, pues creo que se acerca ese día. Eso sí que me preocupa.
-¿Por qué?
-Porque es el síntoma definitivo de la dependencia. Que alguien te limpie
el trasero. Pero estoy procurando resolverlo. Estoy intentando disfrutar del
proceso.
-¿Disfrutar del proceso?
-Sí. Al fin y al cabo, volveré a ser un niño de pecho una vez más.
-Es una manera singular de verlo.
-Bueno, ahora tengo que ver la vida de una manera singular.
Afrontémoslo. No puedo ir de compras. No puedo ocuparme de las cuentas del
banco. No puedo sacar la basura. Pero puedo sentarme aquí, con mis días
menguantes y meditar sobre lo que considero importante en la vida. Cuento
con el tiempo y con la lucidez suficientes para hacerlo.


Bueno yo como empecé teniendo mal los brazos ya llegué a esa fase. Es cierto que es un signo de gran dependencia y que es complicado de aceptar. Yo no trato de disfrutar del proceso sino de las cosas que aún puedo hacer, de la gente que me rodea...

Siempre me quedará algo de lo que pueda disfrutar.

Buen fin de semana. ¡Disfrutad!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola guapo

Puede que ya no puedas limpiarte el culo, pero piensa una cosa, tú nunca tendrás que limpiar tu conciencia, porque la tienes muy limpia. Otros se limpian el culo solos, pero su conciencia la tienen muy sucia.

Mucha gente dispone de sus manos para hacer muchas cosas, y lo único que hacen de utilidad con ellas es limpiarse el culo.
Otros con sus manos, no construyen nada, solo dinamitan lo que hay a su paso.

Tú con tus palabras, eres capaz de amar inmensamente, de dar hasta el infinito. Con una mirada tuya emocionas, con una sonrisa o una broma provocas una reacción. Otros utilizando sus manos solo son capaces de incordiar, de caer bajo, de mancillar y de insultar.

Cada día que pasa tú eres capaz de levantarte, de luchar, y eso que tus manos no te responden. Otros tienen todo a su alcance y se pasan la vida quejándose.

Que quieres que te diga, a gente como tú merece la pena limpiarle el culo, a otros que disponen de todo a su alcance, seguramente nunca tendrán a nadie que lo haga.

Te quiero. Nuri

Comunicación ADELA dijo...

Desde el departamento de comunicación de ADELA, te comento y a todos los lectores, que hemos añadido tu blog en lugar de preferencia de nuestra web, www.adelaweb.com.

Un saludo, Raúl. Eres un ejemplo a seguir.

Anónimo dijo...

Buenos noches querido amigo RAUL, nunca te olvides que tu libertad está en tu pensamiento, en tu inteligencia, en tu bondad, en tu alegría, en tu generosidad, en tu amistad, todo eso no depende de nada físico, por eso tu corazón y tu mente son libres y te llevarán hasta donde tu quieras, un saludo y buen día de vida querido compañero.